Circular en bici por la ciudad no es peligroso, siempre y cuando se haga de forma prudente y atendiendo las normas básicas. El tráfico sigue unas pautas predecibles y el comportamiento de los conductores motorizados en su inmensa mayoría es mejor de lo esperado, ya que existe un miedo por su parte a dañar al ciclista.

  • Circula por el centro de tu carril, y hazte respetar.
  • Circula por el carril derecho.
  • Conduce en línea recta y se predecible.
  • Circula a la velocidad adecuada.
  • Hazte visible por la noche.
  • Utiliza un casco si te hace sentirte más seguro.
  • Pon un retrovisor.
  • No circules con auriculares.
  • Utiliza un timbre.
  • Con lluvia extrema las precauciones.
  • Ata la bici con un buen candado.
  • Asegúrate.
  • Acata las normas de circulación.
  • Mantén tu bicicleta en buen estado.

Ciclista circulando por la ciudad

y sobre todo…

  • Pon especial cuidado al circular por tu carril cuando pases a la altura de una desviación a la derecha. Muchos conductores no señalizan su maniobra de giro a la derecha, te cortan el paso y crean situaciones de riesgo.
  • No te fíes de las maniobras de los coches hasta el último momento y ten los frenos a punto sobre todo cuando circules a la altura de ellos. Ten en cuenta que, aunque puedas tener la razón, ante un accidente con un coche la bicicleta lleva siempre las de perder.
  • No circules demasiado pegado a los coches aparcados. Los coches que circulan a tu izquierda no prevén si vas a necesitar espacio porque un coche que esté parado a tu derecha abra su puerta. Es una más de las razones por las que te pedimos que circules por el centro del carril.
  • En las rotondas, compórtate como otro vehículo más. Si entras con miedo los automovilistas te echarán a la derecha. Salvo que vayas a usar la primera salida a la derecha, no renuncies a los carriles centrales. Aunque vayas más lento, los coches tendrán que adaptar su velocidad a la tuya.
  • Pon máxima precaución en momentos de intensidad de tráfico y no te quedes entre dos carriles. No importa que estés en un carril a la izquierda, incluso con más motivo en esos casos, permanece en el centro de él. En algunas ocasiones será preferible esperar unos metros para realizar la maniobra.

¡¡Gracias por usar la bici!!

 

Fuente: Ayuntamiento de Madrid

Go to Top